Iris Díaz, vivir sin ataduras

Iris Díaz forma parte ya de nuestro imaginario colectivo tras su paso por varias series de la pequeña pantalla como El Comisario, Hospital Central o Amar es para siempre. Esta actriz, nacida en Las Palmas de Gran Canaria, lleva diez años trabajando en Madrid y, según ha dicho en otras entrevistas, echando de menos la posibilidad de trabajar en su tierra. Ahora ha tenido la oportunidad.

 

¿Cuándo descubriste tu vocación por la interpretación?

 Iris Díaz: Lo mío es bastante vocacional. Yo no era consciente de que quería ser actriz, no le ponía ese término, pero si veo los vídeos de cuando era pequeñita, siempre estaba interpretando, Iris 1haciendo entrevistas a la familia… y mis padres se empezaron a dar cuenta de que había madera. Empecé con el baile y me formé en ballet clásico. Luego me di cuenta de que lo que realmente me gustaba era el día de la actuación y no toda la disciplina previa. Ahí me reconvertí y empecé a hacer teatro y fue cuando encontré un camino para explorar todo lo que yo sentía dentro.

 

¿Profesionalmente cuándo empezó todo?

ID: En Las Palmas estuve trabajando varios años. Yo vengo de una familia de veintiún maestros y para ellos era inconcebible que saliera una titiritera de aquel entorno. Estudié Logopedia y hacía cositas de teatro. Hice un pacto con mis padres: si acababa la carrera, me iba a probar suerte a Madrid. Estudié una formación regular en la Escuela Cuarta Pared en Madrid y, cuando acabe en el 2005, pude empezar a trabajar. Puedo decir que llevo diez años viviendo de mi oficio.

 

¿Y cómo llegaste a este proyecto?

ID: Este proyecto a mí me cayó porque sí. Yo no estaba en el elenco inicial pero el universo se confabuló y una de las actrices tinerfeñas, por motivos de causa mayor, tuvo que abandonar a cinco días de arrancar. En ese momento ni nombre se cruzó en la mente de Alicia y me llamó. Yo estaba en Madrid, ella me explicó un poco y mi corazón me dijo: ‘Ve, porque ahí tienes algo que hacer’. Precisamente este proyecto se nutre de eso, de la fe, de estar aquí y dejarse llevar.

 

¿Cómo valoras esta oportunidad de trabajar cerca de casa?

ID: Yo nací en Las Palmas, me crié en Vegueta. Para mí es importante regresar a la isla y encontrarme con este proyecto. Aquí hay una naturalidad, un cariño y una cercanía que echo de menos. Yo creo que esta tierra es muy mágica.

 

¿Y cómo estás viviendo estos días?

 ID: Me incorporé al grupo sin conocer a nadie, porque ya son doce años en Madrid. Al principio Iris 2sentí miedo e incertidumbre […] pero todo está siendo mágico y especial y las piezas van encajando perfectamente.

 

Para finalizar hablemos del futuro, ¿qué proyectos te esperan?

ID: Ahora estoy con un montaje de teatro y una opción para una serie de televisión –pero la cosa no está cerrada y sabes que nosotros somos muy místicos y aún no lo contamos- y parece que el año no pinta mal. Confío en que éste será un buen año para mí. […] Es la vida que elegí y vivo el momento. ¡Es tan interesante vivir sin ataduras!

 

Y con esa frase nos quedamos, vivir sin ataduras, siendo libre para elegir nuestro camino y para dejarnos sorprender por lo que la vida nos depare. ¡Gracias Iris Díaz!

Anuncios